top of page
  • Red Crucero

¿A qué sabrá el bastón de mando?

Será de caramelo, de carne seca o de cecina, que ya probado nadie quiere sacárselo de laboca, y, como dice el otro, me explico:

“El bastón de mando (o vara de mando, también denominado manípulo) es un complemento protocolario que denota en la persona que lo porta, autoridad o mando sobre un grupo o colectivo identitario” dice la Interné.

Por eso, como diría el gran poeta, el poder, por pequeño que sea el puesto, es un sortilegio venenoso: una vez que se tiene es muy difícil renunciar a él.

Esto explica comportamientos de nuestros políticos de petatiux, como el inefable alcalde de Apodaca, César Garza Villarreal, quien, como gatito con ovillo de estambre, ha sabido jugar con los demás políticos.

Garza Villarreal se sabe su papel al dedillo: ya es la tercera ocasión que es presidente Municipal de Apodaca y también ocupó el cargo en Guadalupe, por lo que el guion, más que memorizado, como buen animal político lo trae tatuado en la conciencia, aunque el ya no puede reelegirse en un cargo que para él es “papita”, por lo que tiene que buscar a como de lugar ser senador o diputado.

En su afán, César está haciendo campaña con alcaldes que sí pueden aspirar a la reeleccióny hasta ahora le han salido bien las cuentas, porque le han hecho caso.

Anote usted que como ya se ha dicho, César y Paco Cienfuegos van bien seguros a ganar en las próximas elecciones, y quieren librarse de la sombra que les significa Adrián de la Garzaque ya está más quemado que una tortilla tatemada en el comal de barro.

No tan tarde, este martes se alcanzó a leer en El Norte que Garza Villarreal cambió las críticas al gobernador Samuel García, por elogios, luego de que se diera a conocer de la liberación del fondo de 2 mil 500 millones de pesos para los municipios del PRI y el PAN en el presupuesto estatal.

“Noblesse oblige” podríamos darle lectura al dicho de César en retribución a Samuel: “Reconozco ampliamente ese gesto, que seguramente va a ser correspondido por los demás órdenes constitucionales”.

Y ahora sí, César tiene hueso al cual aferrarse con el nuevo Presupuesto 2023, calificado por un periódico como “una histórica cantidad de recursos a los municipios”, lo cual no necesariamente significa la muerte del otrora belicoso “Pacto Nuevo León”, que encabezaba y formó el mismo César para presionar a Samuel García, el cual, de acuerdo al mismo matutino, se puede convertir en una liga de alcaldes de la zona rural (que sí existe) en Nuevo León.

Y entonces ¿a qué sabe el bastón de mando? ¿Habrá una versión de caviar, para los masexigentes?

Pues a poder y a dinero…

@obedcobed@scriptamty.com

144 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page